Compras colectivas y otras nimiedades...
20Ene/170
Spa, balneario o talasoterapia ¿qué elijo?
 

Ahora que estamos pasando por temperaturas bajas, frío y lluvia, apetece disfrutar en un lugar apacible, cálido y relajante: un spa, un balneario o una talasoterapia. En realidad los 3 sirven si el propósito es relajarse y desconectar, pero entre ellos hay diferencias. ¿Sabes cuáles? Te lo aclaramos y damos ejemplos de los que tienes en oferta en Colectivia:

  • Spa urbano: Son centros ubicados en la urbe que cuentan con circuitos de hidroterapia. El agua que utilizan no es medicinal y es calentada artificialmente, pero sienta muy bien para aquell@s que buscan relax y la desconexión del estrés diario. Destaca la comodidad de estar en lugares fácilmente accesibles y céntricos como el Atlas Aqua Center de Vitoria-Gasteiz o a Hydra Artea en Leioa.
  • Balneario: Quizá tengas una imagen obsoleta de este tipo de centros, al que iban a tomar las aguas la gente de bien para aliviar dolencias crónicas. Olvídate. La mayor parte de los balnearios se han modernizado y ahora acudimos tod@s con el fin de aprovecharnos de sus aguas para sentirnos mejor anímicamente y físicamente. Sus tratamientos y circuitos son con agua minero-medicinal, que emerge de las entrañas de la tierra y que ha sido declarada oficialmente de Utilidad Pública. Lo puedes comprobar en el Balneario Areatza.
  • Centro de Talasoterapia: Se diferencia porque tanto sus circuitos como sus tratamientos se realizan con agua de mar u otros elementos que provienen de él (algas o lodo). Están ubicados en la costa y han de contar con supervisión médica como es el caso de Talasoterapia Zelai. Las aguas tanto de los balnearios como de los centros de talasoterapia están indicadas para el tratamiento de afecciones dermatológicas, reumatológicas, respiratorias o traumatológicas.

Los 3 tipos de centros habitualmente cuentan con una piscina de hidroterapia con chorros a presión de agua y aire a diferentes alturas, cascadas, cuellos de cisne y camas de agua. Además de baños de burbujas y jacuzzi, pileta de agua fría o cascada de hielo. Y también cabinas de sauna o baños de aromas. Lógicamente no puedes estar un tiempo ilimitado disfrutando de todo ello. Cada centro te recomendará un circuito a seguir, con un orden y un tiempo en cada servicio. Cuando hayas terminado, podrás culminar tu momento relax en una zona destinada al descanso con hamacas, música e infusiones.

¡Aprovecha el invierno para reponer fuerzas, física y mentalmente! Y así florecer bien en primavera. Consulta en Colectivia las ofertas disponibles, algunas de ellas incluyen masaje, restaurante y alojamiento.

 

Comentarios (0) Trackbacks (0)

Aún no hay comentarios.


Leave a comment

Aún no hay trackbacks.